Corregir con respeto

Bajo el título “Tu hijo no sueña con Disneyworld. Sueña con que le corrijas con respeto.”, la pedagoga Elena Roger Gamir da unas indicaciones de cómo actuar en momentos de fatiga emocial.

Ayer paseaba por la calle y vi como una madre estiraba bruscamente de la manita a su hijo porque no quería sentarse en su cochecito. Lo cogió por las axilas y lo empotró en el cochecito, con una expresiva cara de “estoy de ti hasta las narices y más allá”.

No sé si esto es una excepción o si es la manera de funcionar de esta madre. Si me hubiera acercado, (además de decirme que esto no era de mi incumbencia y que me fuera a molestar a otra madre, lo cual sería muy lógico porque efectivamente no sería de mi incumbencia) me habría dicho que ella no le ha pegado, ni le ha gritado ni le ha insultado. Efectivamente.
Todos sabemos como adultos, porque lo hemos sentido en nuestras carnes, que no hace falta pegar o insultar para herir. Con los niños pasa igual.

Ver el artículo completo de www.solohijos.com

Anuncios

Publicado el 24 marzo, 2017 en Sin categoría. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: