Juegos infantiles para una Navidad en familia

fotonoticia_20151214125816_800

 

Las fiestas de Navidad protagonizan el momento ideal para proponer juegos infantiles para vivir estas fiestas en familia. Es tiempo de compartir buenos momentos, de rodearnos de todos nuestros seres queridos. Debemos aprovechar cada segundo de lasvacaciones de Navidad para disfrutar en compañía de nuestros hijos y hacerles ver lo importante que es pasar la Navidad en familia.

5 juegos infantiles para una Navidad en familia

Para conseguirlo, podemos plantearles algunos juegos infantiles divertidos que requieran la participación de toda la familia y que tengan como temática principal la Navidad.

1.   Un menú de Navidad. Las manualidades de Navidad suelen gustar, cuando son pequeños, tanto a los niños como a las niñas por eso, si vamos a reunirnos en casa, es buena idea que, una vez que hayamos pensado qué vamos a preparar para la cena de  Nochebuena, se lo comuniquemos a nuestros hijos.

Así podrán diseñar un menú sirviéndose de su imaginación y materializarlo valiéndose de cartulinas, purpurinas y muchos colores. Recortaremos las tarjetas y las dejaremos en los platos de nuestros  invitados. ¡Habremos hecho entre todos un cálido restaurante en el comedor de casa!

2.   Furor navideño. ¿Te acuerdas de aquél programa de la televisión en el que dos equipos, uno integrado por hombres y otro por mujeres, competían para acertar el mayor número de canciones? Reuníos en familia con una libreta y un boli. Tendréis que anotar en pequeños papelitos distintas palabras (amor, amistad, paz…). Todas con valores navideños.

Se doblarán los papeles y se dejarán en una cesta. Uno de los equipos saca un papel y lee en voz alta la palabra que le haya tocado. Tiene 10 segundos para pensar un villancico que la contenga, si no, el turno será para el equipo contrario. Si el primer equipo logra cantar a coro el villancico antes de que el tiempo se agote habrá sumado un punto en su marcador. Gana quien antes llegue a 10 puntos.

3.   El amigo invisible. Cuando los niños son pequeños y aún no saben quiénes son los Reyes Magos, no participan de la compra y el empaquetado de los regalos para la familia. Pero si hacemos un sorteo para jugar al conocido Amigo Invisible, podremos transmirles el gusto de ponerse en la piel en los demás. Porque un regalo no se compra para uno mismo. Hay que esforzarse en pensar lo que puede gustar al otro. Así entenderán que muchas veces se recibe más al dar.

4.   Carrera de disfraces. Los trajes de los Reyes Magos suelen llamar un montón la atención de los pequeños. Podemos preparar dos baúles que contengan estos trajes y los accesorios que los complementan. Los dejaremos a un lado del salón. En el extremo opuesto haremos dos filas. El juego consiste en hacer una carrera de relevos. Los dos primeros integrantes de cada uno de los equipos participantes, es decir, los primeros de la fila, salen corriendo hacia el baúl cuando empieza la música.

The boy celebrated new year in a fancy dress

Cuando llegan tienen que ponerse absolutamente todo lo que la caja contiene y regresar hasta donde su equipo se encuentra para vestir, sin que nada se le haya caído por el camino, al siguiente participante. El equipo que antes termine (hay que dejar de nuevo el disfraz en el baúl) será el ganador.

5.   Asamos castañas. ¿Recuerdas las carreras de relevos que se hacían con un huevo y una cuchara? Esta vez cambiamos el huevo por las castañas. Se pueden asar en el horno y en el microondas. Vamos a preparar a un extremo del salón un saco plagado de castañas, al otro lado colocaremos dos recipientes, uno por equipo. Haremos dos filas y el primero de cada una cogerá una cuchara, la sujetará fuerte con sus dientes, pondrá sobre ella una castaña y se irá corriendo a dejarla en el cuenco que le corresponda. Hay que vaciar el saco, así que más nos vale ser rápidos porque tendrá más castañas el equipo más prisa se haya dado.

Si hay niños muy pequeños jugando quizá sea conveniente que en lugar de llevar la cuchara en la boca la llevemos en la mano. Recuerda que son cucharas de madera. Después nos comeremos las castañas en familia a la lumbre de la chimenea. ¿Sabes que además son un fruto súpernutritivo? No hay mejor excusa que este juego para hacerles consumir fósforo, magnesio, calcio y ¡mucha fibra! Que además nos va a venir fenomenal para regular nuestro tránsito intestinal en esta época de grandes comidas y desórdenes en nuestros horarios.

¿Con qué juego os quedáis? No esperéis más para ponerlos en práctica. Veréis que las risas están más que aseguradas. Disfrutar en familia es muy sencillo. Estas son solo algunas ideas pero seguro que podéis hacer mucho más larga la lista de juegos que proponemos si le echáis un poquito de imaginación a la Navidad.

Fuente: www.hacerfamilia.com
Elisa García

Anuncios

Publicado el 30 diciembre, 2015 en Familia y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: